Asesinan a candidato a comisariado de Ayotitlán

El cuerpo de Santos Isaac Chávez, apareció la madrugada del sábado pasado en el interior de su camioneta, con disparos de arma de fuego. Este domingo serían las elecciones para renovar la directiva del Comisariado Ejidal en Ayotitlán.

AYOTTITLÁN, municipio de Cuautitlán de G. B. Jalisco. Viernes 9 de 2021. [ABC Medios].- A una semana de renovar la directiva del Comisariado Ejidal de Ayotitlán, fue asesinado uno de los tres candidatos, originario de la comunidad de Telcruz, Santos Isaac Chávez apareció muerto la madrugada del pasado sábado en un predio de Las Marías.

Hasta el momento, ninguna autoridad en la Fiscalía del Estado ha confirmado el hecho.

Cabe señalar que las elecciones, para renovar el Comisariado Ejidal de Ayotitlán se realizarán por segunda convocatoria este domingo 11 de abril, con los ejidatarios presentes. De manera extraoficial se informa que no habrá presencia de personal de las autoridades Agrarias ni de Derechos Humanos, como anteriormente ocurría.

Esta es la boleta, con la cual se elegirá al nuevo presidente del Comisariado Ejidal en Ayotitlán, sin embargo, hay un candidato ausente, José Santos Isaac Chávez [a la derecha y de blanco] .

El Ejido de Ayotitlán se ubica al interior de la Sierra de Manantlán, en el municipio de Cuautitlán de García Barragán, Jalisco, una zona reconocida por asentar en sus predios parte de la Mina Peña Colorada, propiedad del consorcio minero Benito Juárez.

Ayotitlán, de acuerdo a lo narrado por habitantes del lugar, se caracteriza por poseer grandes riquezas minerales y forestales, además de que ha sido escenario de fuertes conflictos derivados de la extracción de hierro [Mina Peña Colorada] y la tala ilegal, así como de la disputa de una franja territorial por parte de los estados de Colima y Jalisco, conflicto limítrofe que quedó en la congeladora en el Senado de la República.

En base a la información proporcionada por gentes cercanas al líder agrario, Isaac Chávez, de aproximadamente 42 años de edad, “él decía que como presidente del comisariado ejidal iba a trabajar bien y a pelear lo que nos corresponde, para que ya no entreguen sólo migajas a los pobladores”.

LOS HECHOS

Fue la madrugada del pasado sábado 3 de abril, cuando hasta la vivienda de Isaac Chávez, en el barrio “El Llano” en la población de Telcruz, arribaron un grupo de entre 8 a 10 hombres armados que se identificaron como “gente del gobierno” preguntando por el candidato; quien, a decir de los afectados, se encontraba descansando en una casa contigua.

“Golpearon a su esposa y a uno de sus hijos, lo que motivó que Santos saliera del lugar donde se encontraba, al momento de identificarlo, lo sometieron, lo esposaron y se lo llevaron en su propio vehículo.” Narran los familiares, testigos de los hechos.

Uno de los hombres que irrumpieron en la vivienda del líder agrario prometió a su esposa “traerlo de regreso en unas horas”, cosa que no sucedió.

A partir de ese momento, sus familiares y amigos iniciaron una búsqueda, acudiendo, incluso, hasta la cabecera municipal de Cuautitlán, Jalisco, para preguntar si lo tenían detenido en las celdas municipales o la Policía Investigadora.

Fue hasta las 3 de la tarde, cuando la camioneta, propiedad de Santos Isaac Chávez apareció desbarrancada, con el cuerpo del líder agrario en su interior, sin vida.

Sin embargo, semanas antes de su asesinato, el líder campesino aseguró haber recibido una llamada en la que alguien le comentó que quería hablar con él.

“Parece que algo presentía, pero lo único que hizo fue ir a ver al delegado municipal de Telcruz y le dijo que iba a hacer su testamento, porque él no sabía qué podía pasar y no quería dejar desprotegida a su familia”.

Aunque hasta ahora las autoridades no han esclarecido el móvil del asesinato, Mario Ciprián piensa que el hecho tiene que ver con su participación en la elección por la dirigencia ejidal.

“J. Santos Isaac era muy buena persona, hace tres años ya había contendido por la presidencia del ejido y perdió por un solo voto, era un buen líder social y ahorita la mayoría de la gente lo apoyaba y parecía seguro que iba a ganar”.

Ciprián dice que hay muchos intereses en la zona, sobre todo por las cantidades millonarias que recibe cada año el ejido de parte de la empresa minera Peña Colorada a cambio de que le permita utilizar sus tierras para la actividad minera.

Entre los planes del líder campesino asesinado, cuenta, estaba la actualización del padrón ejidal y hacer uno solo, porque hay varios, así como ejecutar el registro legal del ejido, con todas las hectáreas que le fueron dotadas, pues actualmente “está en el aire y es difícil defender cuestiones legales”.

Con información de Proceso y versiones de habitantes de la región.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *